¿Cómo protegerse del robo de contenido?

¿Cómo protegerse del robo de contenido?

Su contenido es su activo más valioso. Se necesita tiempo y esfuerzos no sólo para crearlo, sino también para protegerlo de los ladrones. Por desgracia, el robo de contenido es demasiado común.
Por otra parte, cuando hay miles de artículos que cuidar, este proceso toma mucho tiempo y en la práctica tiene sentido hacerlo sólo a los artículos importantes. De todos modos, no se puede dejar que los ladrones simplemente se vayan con su contenido, usted debe saber qué hacer cuando se encuentra con esta situación. Estos son los pasos de cómo proteger su contenido.

¿Por qué su contenido es su activo más importante?

La respuesta a esta pregunta es bastante obvia. Como decimos, el contenido es el rey. Es necesario el contenido original con el fin de clasificar bien en Google y es por eso que todos nos esforzamos por crear contenido nuevo, interesante e interactivo. Sin embargo, es tan fácil como hacer copiar + pegar, para que nos lo roben, y por esto es tan común el robo de contenido.
 
Como si no fuera suficiente el hecho de que nos roban el contenido, la penalización por contenido duplicado añade sal a la herida. Google está tratando muy duro para hacer frente a los duplicados, pero es demasiado común ver los artículos robados en una posición más alta que el original. Esto es por qué es tan importante proteger su contenido en cualquier forma que pueda.
 

Coloque información de Copyright y marcas de agua

Por inocente que suene, en algunas ocaciones las personas no saben que están robando contenido. Hay muchos artículos, imágenes, vídeos, etc., en el dominio público que son libres de usar incluso con fines comerciales. Con el fin de evitar la confusión que su contenido no es de dominio público, asegúrese de colocar un aviso de copyright en el pie de página de su sitio, o incluso mejor - debajo de la pieza con derechos de autor del contenido en sí.
 
También tiene sentido agregar barreras físicas para el robo. Por ejemplo, se pueden añadir marcas de agua para imágenes y videos - no son 100% seguros, pero sí auyentará a algunos de los ladrones, ya que con su marca de agua va a ser incómodo de usar el material en otro lugar.
 
Para los artículos, es posible que desee desactivar la selección de texto. Esto hará que sea más difícil de copiar el contenido directamente y se detendrá a muchos ladrones porque ahora la copia de su contenido implica un mayor esfuerzo. Por desgracia, hay otras maneras de copiar su contenido (aunque requieren más esfuerzo), por lo que si alguien realmente quiere su contenido, de igual forma lo podrá copiar.
 

Configurar Google Alerts

La protección de su contenido es una cosa, la captura de los ladrones es otra. Incluso si hace un buen trabajo en la protección de su contenido, siempre habrá ladrones. La forma más fácil para su captura es con la ayuda de Google Alerts.
 
Google Alerts es otro de los muchos servicios de Google. Sin entrar en demasiados detalles, la lógica es la siguiente:
 
Copiar frases de su texto y crear alertas para recibir una notificación cuando aparecen en línea. Es necesario la coincidencia de la frase sea exacta, de manera que cuando sus palabras se descubrieron en otro lugar, se obtiene una alerta. Es mejor si crea 2 o 3 alertas por artículo - una para el primer párrafo y algunas más al azar en el texto.
 
Su primer párrafo siempre será el más copiado - por ejemplo, como una introducción a su artículo, seguido de un enlace a su sitio. Esto no es un robo, pero aún podría querer ser consciente de ello. Además, si su contenido se publica y se cita como el autor, esta técnica no es un robo, a pesar de que no nos guste.
 

Pasos a seguir para hacer frente al robo

Si obtiene una alerta y descubre que su contenido ha sido robado, esto es lo que puede hacer:
 

Prepare a su evidencia

 
El primer paso es reunir sus pruebas. Esto significa hacer capturas de pantalla y preparar los archivos originales. Por supuesto, es difícil probar que fue el primero en publicar esta pieza en particular. Para imágenes y vídeos, si tiene los archivos originales, esto podría ser una excelente prueba.
 
Si su contenido es indexado en Google y tiene una fecha (y, por supuesto, esta fecha es anterior a la fecha en que se indexa la copia), puede utilizar esto como una evidencia de que el contenido fue robado de usted, no al revés.
 

Póngase en contacto con el ladrón

 
Una vez que tenga la pruebas, ahora es el momento de tomar medidas reales. En primer lugar, puede enviar un correo electrónico amigable al infractor. Incluso si la probabilidad no es muy alta, es posible que el robo no fue deliberado. Es posible que después de usar el correo electrónico, el propietario del blog elimina el contenido y el problema está resuelto.
 

Presentar una queja DMCA

 
Muy a menudo los pasos anteriores son suficientes para hacer frente a los ladrones, pero si no es así, usted tendrá que usar la artillería pesada - es decir, presentar una queja de DMCA con Google.
 
Debe enviar una queja de DMCA (Digital Millennium Copyright Act) a Google para decirles que se des-indexe su contenido robado. En este caso "robado", quiere decir: utilizados sin su permiso o sin el crédito respectivo. Google es generalmente rápido en la eliminación de contenido robado, por lo que se puede esperar que, poco después de presentar la denuncia, será eliminado del índice de Google.
 
Tratar con el robo de contenido toma bastante tiempo, pero si usted quiere proteger sus derechos (y su posicionamiento SEO), es necesario hacerlo. Es una batalla sin fin, pero con las herramientas adecuadas, como se describe en este artículo, la probabilidad de éxito es buena.